Gastronomía oscense

La exquisita cocina oscense, está influenciada sin duda por la levantina, al ser Huéscar nudo de comunicaciones entre Andalucía y Levante, por la Navarro-Aragonesa, como consecuencia de la repoblación de la comarca tras la reconquista, y por la castellano-Manchega, por la pertenencia eclesiástica a la Diócesis de Toledo desde el siglo XVI hasta 1953.

Feria gastronómica: Platos típicos -cordero segureño-

Huéscar es una ciudad en la que está muy arraigada la tapa. Resulta en esta ciudad todo un placer el tapear por los distintos bares. En la exquisita cocina oscense destaca con voz propia el Cordero Segureño que se puede degustar de muy distintas formas: a la brasa (cordero al horno acompañado de patatas, tomate, ajo, laurel...), frito con salsa, caldereta de cordero etc.. 
Las cualidades del cordero segureño se dejan sentir en la jornada gastronómica que suele poner fin a la Feria de la Oveja Segureña, y que tiene lugar todos los años, a finales del mes de septiembre. Se ofrecen degustaciones en distintos restaurantes, al igual que se celebran talleres gastronómicos, como los impartidos este año por los prestigiosos cocineros Marcos Pedraza y Daniel Pedraza "de los restaurantes granadinos Ruta del Veleta y Sevilla, respectivamente". Cordero al ajo cabañil o al aroma de canela son una pequeña muestra de lo que puedes saborear.

Gastronomía típica de Huéscar

Mencionar también el choto al ajillo, la perdiz en escabeche, el conejo con setas, lomo de orza, el relleno (embutido), migas, gachas, cuscus, ajo de harina, ajo de patatas, ajo colorao, fritá de calabaza, de tomates y pimientos, puchero de Huéscar, ajo almirez, remojón de San Antón, rollo de careta, y sin olvidar las famosas secas "una secular preparación propia de la zona, elaborada con masa, cañamones y aceite de oliva". Todo esto debe de ir acompañado de un buen vino Picoso de la tierra.
Muchas son las tascas y bodegas que existen. Durante todo el año pero sobre todo en el otoño e invierno se puede degustar el famoso vino picoso de la zona, "vino el país", que se ofrece como chato típico acompañado de las muy apreciadas secas. Las bodegas del "Pili", "Marqués" y "Boni" que están abiertas durante todo el año y las particulares que se dan a conocer con el famoso ramo de olivo.
Los famosos churros de Huéscar ocupan también un lugar privilegiado tanto por tradición como por fama. Son tres los lugares donde poder disfrutarlos: cafetería " La Perla" , cafetería"Arturo" y cafetería"Bollero". Las famosas porras constituyen el manjar más exquisito que acompaña estos deliciosos desayunos. Podrás decir con orgullo que has probado los mejores churros de tu vida. No podemos olvidarnos de la repostería artesanal como los mantecados de almendra, los polvorones, los roscos de aguardiente, de vino y almendras, los roscos fritos, las flores, los borrachuelos, las torrijas de vino y los famosos tocinillos de cielo.

Copyright @ 2009 Portal Comarca de Huéscar. Todos los derechos reservados.